SECRETOS DE ÉXITO DE WARREN BUFFETT


Puede ser que actualmente Warren Buffett, nacido en 1930 y originario de Omaha, Nebraska, no encabece las lista de los hombres más ricos del mundo, lo que por cierto no debe importarle mucho; pero si es muy probable que sea el primero en la lista entre las personas especialistas en el tema de las inversiones, los negocios y el dinero.


Este millonario es un claro ejemplo del éxito que debe ser emulado. En el libro, “Bola de Nieve”  escrito por Alice Schroeder, la reconocida analista de Wall Street y directora ejecutiva de Morgan Stanley se relata la única biografía autorizada del mítico inversor: Warren Buffett

Según el libro, el secreto del éxito de este magnate se puede resumir en los siguientes consejos: 

-Invierta su dinero en buenas empresas que estén bien gerenciadas.
-Reinvierta las ganancias en otras buenas empresas. 
-Nunca pida dinero prestado. 

Esos son aspectos básicos en la vida de un hombre de éxito y que es  un hombre de hábitos que aún vive en la misma casa que compró en 1958, allá en Omaha, en el estado de Nebraska.
Todos los días, exactamente e las 8h30, se sienta en el escritorio que perteneció a su padre, Howard, para comenzar el día. En el trabajo, pasa el día negociando y leyendo todo lo que sucede en le mercado financiero, incluyendo boletines diarios del desempeño de las empresas. El regresa a casa siempre a las 17h30.
El mismo dice que siempre gusta de comer lo mismo. Podría comer sándwiches de jamón por 50 días seguidos. Según el libro, el come en secuencia, un item por vez, es decir no le gusta que los elementos se mezclen en el plato.
Sus comidas favoritas son helado de chocolate, pop corn, hamburguesas y refresco de cerezas. Como ya dijimos este millonario mantiene una filosofía para cada sector, que va desde todo lo que tiene que ver con finanzas, el amor, circulo de competencia y dieta. 

Él tiene un enfoque para cada aspecto de la vida:

Éxito
Aún para un multimillonario como Warren Buffett, no todo se resume al dinero. Al contrario, él sostiene:  “Cuando usted llega a mi edad, usted acaba midiendo su éxito por la cantidad de personas que usted quiere que lo amen y que realmente lo aman. De llegar a mi edad y no tener alguien que piense bien respecto a usted, no importa el tamaño de su cuenta bancaria su vida es un desastre”.
Derivados financieros

Los derivados financieros son como el sexo, señaló Buffettt en 1998 “El problema no es con quien usted se está acostando, es con quien ellos están durmiendo”
En el 2002, él consiguió prevenir que los derivados destruirían el sistema financiero. Hasta ahora, la mayor parte de las previsiones de Buffett han sido certeras, lo que le ha valido el sobrenombre de Oráculo de Omaha.
“Circulo de competencia”

Warren Buffett cree en que se puede operar dentro de sus propias limitaciones en lo que él llama circulo de competencia. Él creó una línea imaginaria y se mantiene actualizado y activo en las áreas que conoce bien.
Él nunca invirtió en  acciones de tecnología, a pesar de ser amigo de Bill Gates. Él  es pragmático y afirma que simplemente no entiende ese negocio.
Carrera

Encuentre alguna cosa por la cual usted tenga un sentimiento muy fuerte. Trabaje solo con personas que le gusten. Si usted trabaja de mal humor todo el día es porque usted está en el negocio errado.
Dieta

Como seria de esperar, Warren Buffett hace una especie de dieta por números. Muchas veces él limita su alimentación a mil calorías al día, y lo lleva como quien lleva un presupuesto.
Ideas

Momentos mágicos en los cuales todo queda claro no son el único camino para cambiar todo en la vida y ser rico. A veces, dice Buffett, es posible darse una mejor vida con una idea menos impresionante.
“A usted le puede ir mal con una buena idea que con una idea mala”, "Porque usted se olvida de que la buena idea tiene limites.” ea algo que le enseñó su mentor, el millonario, Ben Graham

Cuide de usted mismo

Buffett afirma que nunca fumó y que no le gusta el alcohol. A los 78 años, él es bastante saludable. En uno de sus discursos para graduados, él habla de cómo sería si un genio se le apareciese a usted a los 16 años y le ofreciese un coche de su preferencia. Solo tiene una pequeña condición: ese es el único automóvil que usted tendrá en la vida. 

“Yo leería el manual del carro cinco veces. Y lo mantendría siempre en el garaje. Y, si por casualidad lo sacara y se dañara tan solo un poquito, inmediatamente lo llevaría al taller a reparar"
La “tarjeta de puntos internos”

Según Buffett, hay dos tipos de personas en la vida: aquellas que se preocupan por lo que piensan los otros de ellos y las que se preocupan por ser realmente buenas. ¿Cuál de estas es usted?”
“La gran pregunta sobre el comportamiento de las personas es si ellas mantienen una “tarjeta de puntos internos” o si es una de “puntos externos”. Ayuda el hecho de si usted consigue satisfacerse con la “tarjeta de puntos internos”.
Buffett sostiene que siempre lo enfoco de la siguiente manera: ¿A usted le gustaría ser el mayor amante del mundo, aunque todo el mundo pensara de usted lo peor? O será que usted prefiere ser el peor amante aunque la gente pensara de usted que es el mejor? Esa si es una pregunta interesante”
Lidiar con sus deficiencias

El multimillonario fue muy influenciado por el libro “Como ganar amigos e influir en las personas”, de Dale Carnegie, publicado inicialmente en 1930. El libro hace una lista de 30 reglas de comportamiento.
La primera “No critique, condene o reclame” Esa idea funcionó bien con Buffett, quien siempre detestó las criticas. Él llegó a participar de uno de los cursos de Carnegie acerca de cómo hablar en público.
“No tienen idea de cómo me ponía cada vez que necesitaba hablar en público. Quedaba tan aterrorizado que no lo lograba, simplemente comenzaba a vomitar” El curso fue un éxito y desde entonces Buffett da conferencias, discursos y hasta ha sido elogiado por su oratoria.
Cultura

No es uno de los puntos fuertes de Warren Buffett. Él dice que nunca se interesó por la cultura porque interfería con su foco de negocios. Por más de 30 años, él nunca notó el Picasso colgado en el cuarto de baño de la casa de su mejor amigo, Kay Graham, ex editor del “The Washitong Post”, hasta que el mismo se lo mostró.
Amor

Siempre hay cosas que el dinero no puede comprar, ni siquiera la Master Card, agrego yo. “El problema con el amor es que usted no puede comprarlo. Usted puede comprar cenas homenajes, panfletos que digan que usted es maravilloso. Pero la única manera de conseguir amor es ser amado. Es muy irritante si usted tiene mucho dinero pensar que le bastaría con solo firmar un cheque”
Política

Aunque su padre ha sido un miembro republicano del Congreso, Buffett es un demócrata de vieja data. El apoyó a Barack Obama durante su candidatura. Él  crítica lo que considera un sistema errado de impuestos toda vez que paga menos que su secretaria.
Memoria de bañera, no de ballena

Buffett no permite que problemas del pasado compliquen su vida. En verdad que su memoria funciona como una bañera. La bañera está llena de ideas, experiencias y cuestiones que le interesan a él.
Cuando una información no sirve más, listo: él hala el tapón y ella se va por el caño. Pensamientos negativos o los que lo hacen quedar triste son los primeros en irse, junto con todo lo que pueda distraerlo de su objetivo.
Reglas para invertir

Regla Nº 1: No pierda dinero. Regla Nº 2: No se olvide de la Regla Nº 1. Regla Nº 3: No incurra en deudas.
Desde pequeño supo lo que quería. A los 5 años el pequeño Warren le aclaró solemnemente a sus padres que tenía una meta importante en la vida : hacerse rico.
A los 6 años se puso manos a la obra. El pequeño Warren se dedicaba a comprar Coca Cola en paquetes de 6 botellas a 25 centavos el paquete. Después las revendía a 10 centavos la botella. Una ganancia más que jugosa para un enano en plena formación capitalista. Ello acontecía en Omaha, Nebraska, ya hace muchos años.
Al pequeño Warren la gustaba esa manera de ganar dólares. Y sobre todo en forma tan rápida. Pero sin embargo, era poco. El quería más. Muy pronto descubrió el lugar donde realmente podría hacerse rico. En la bolsa.
A los ocho años el pequeño engendro se quemaba las pestañas leyendo y estudiando el mecanismo y los secretos de la bolsa. La puerta de entrada al paraíso capitalista por excelencia. Se gastó un dineral comprando libros y revistas, ensayos, estudios y todo lo relativo al fascinante mundo bursátil.
Toneladas de libros y biografías especializadas en el tema. A los 11 años compró su primer título. A los 26 creó su propia compañía de inversiones. En estados Unidos, el país de las posibilidades ilimitadas, nacía otra de tantas historia exitosas. 

Actualmente Warren Buffett  es una leyenda. Sus inversores lo adoran como a un Dios y sus admiradores son legiones que están dispersadas por todo el mundo. Su fortuna asciende a más de 33.000 millones de dólares.


Publicar un comentario

0 Comentarios